Oh Snap!

Please turnoff your ad blocking mode for viewing your site content

Home / Técnicas Para Hablar en Público / Oratoria: Controla tu Voz, Muy Importante!

Oratoria: Controla tu Voz, Muy Importante!

¿Cómo Controlar la Voz al Hablar en Público?

Actualmente muchas personas no son conocedores de la influencia que tiene la voz cuando se habla en público y tampoco como dominar su proyección.

Una persona con falta en el dominio de su voz puede conseguir que su presentación se vuelva monótona y aburrida, esto, aunque hable del tema más apasionante e interesante que pueda existir, el mensaje simplemente no llegará por falta de control en su voz.

De igual forma, algunas personas se presentan ante su público con una voz muy débil, donde más de uno se empieza a preguntar y a decir “¿Qué dijo? No pude escuchar, no le entendí.” O bien, la voz se quiebra y se le “apaga” debido a los nervios.

¿Te ha sucedido algo de esto? Si es así, sabrás que esta experiencia no es muy agradable, pero descuida que aquí se presentarán algunos consejos para revertir esto en tus presentaciones.

Lo primero que debes de conocer, es que la voz tiene cuatro características principales: el ritmo, el volumen, el tono, y la articulación.
Para llegar a tu público es necesario que desde ya empieces a dominar estas 4 características y así aprovechar el máximo potencial comunicativo de tu voz. Empecemos desde el punto inicial.

01. El Ritmo: Este bien puede ser moderado, calmado y pasivo, o por otro lado, acelerado y lleno de energía; todo dependerá de tu propósito en la presentación.

Si tu objetivo es persuadirlos y convencerlos (por ejemplo, como sucede en las ventas) tendrás que darle una carga de energía y de entusiasmo a tu voz, así ellos también entrarán en la misma sintonía contigo. Recuerda: tú puedes transferir tu estado de ánimo a las demás personas y un fuerte canal para ello, es la voz.

Ahora bien, como bien lo hemos expuesto en otras ocasiones, en las presentaciones el entusiasmo también debe ser practicado. Toma un texto y analiza con qué grado de fuerza o de entusiasmo lees tales palabras, hazlo de diferentes formas y observa las diferencias.

02. El Volumen:
Este es el factor el cual mayormente lo entendemos muy bien, es el nivel de sonido con que hablamos, en otras palabras son las ondas esparcidas en el aire, por ello el volumen está muy relacionado con el tamaño del espacio donde nos corresponda presentar nuestro proyecto.

El volumen de tu voz también depende de tu estado de ánimo, si te encuentras nervioso o eres algo tímido/a tu volumen tenderá a disminuir, todo lo contrario si te encuentras enojado o con algún estado anímico muy alto.

Practica pronunciando alguna vocal continuamente, mientras subes y bajas el volumen, pero sin variar el tono. El volumen por lo general es la característica más fácil de controlar.

03. El Tono: Este varía entre dos extremos o dos polos opuestos, son lo Agudo y lo Grave, los hombres comúnmente tienen una tendencia a una voz grave y las mujeres a una voz aguda, sin embargo ninguno es mejor que el otro, lo importante es el dominio del tono según el momento en que lo necesites, en ciertas ocasiones se requiere de un tono grave y en otro tiempo queda mejor un tono agudo.

Para controlar el tono de la voz, puedes realizar ejercicios tal y como lo hacen los cantantes, se llaman “Escalas Musicales“. Comienza emitiendo un tono grave hasta que progresivamente llegues a emitir tonos más agudos.

04. La Articulación: Por último pero no menos importantes tenemos el punto de la articulación, se resume a la correcta pronunciación de las palabras, una forma de mejorar la pronunciación y darle más agilidad a tu lengua es el uso de los famosos trabalenguas

IMAGINANDO LO INMAGINABLE
GEMA IMAGINABA
UNA IMAGEN DE SU IMAGINACION

NIÑA ÑOÑA AÑOÑADA
AÑOÑADO NIÑO ÑOÑO

SORULLO QUIERE LO SUYO
LO TUYO ES TUYO
DICE SORULLO
SUELTA LO QUE NO ES TUYO
SORULLO QUIERE LO SUYO

Trata de que todas las palabras se entiendan bien y luego comienza a aumentar la velocidad.

También puedes comenzar con diferentes sílabas difíciles como por ejemplo: gra y con las otras vocales, gre, gri gro gru. Tla, tle, tli, tlo, tlu.

No se puede terminar este artículo sin mencionar lo importante de la respiración cuando se habla del control de la voz. Una buena respiración desde el abdomen, te dará el aire suficiente para que tu voz se logre dispersar a un volumen, tono y ritmo adecuado.

Una buena respiración siempre inicia en el abdomen y luego en el pecho. Practica realizando respiraciones profundas mientras pones una mano en tu abdomen y otra en tu pecho, siente como primero se llena de aire la parte abdominal y después el pecho.

El objetivo es que salgas de la casilla de la monotonía y que tu mensaje sea bien recibido por quienes te escuchan, ¡y ahora si podrán escucharte!

  • Facebook
  • Twitter
  • Google+
  • Pinterest

5 Comments

  1. buenas tardes, me encuentro en la cuidad de Bogota Colombia y quisiera mejorar mis competencias de manejo de voz y oratoria. me envian información puntual por favor

    gracias

    Olga lucia

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *